Condenados a un año y nueve meses de cárcel los 5 responsables de acoso inmobiliario en Etxebarri

El caso del mobbing inmobiliario sufrido por dos hermanas en Etxebarri, Beatriz y Maria Asunción Lujua, ya tiene sentencia. Un año y nueve meses de cárcel como autores de un delito contra la integridad moral. Ésa es la condena que el Juzgado de lo Penal número 5 de Bilbao ha impuesto a los dueños del inmueble, Roberto López y su hijo Íñigo López, donde se ubica el bar La Frontera en Etxebarri, así como a los tres miembros de una familia (Dolores Fernández y Cipriano Salazar y su hija mayor Sara Salazar) que habitó en el segundo piso. La sentencia de este caso, que se remonta a 2008, recoge cómo el hijo del propietario del inmueble elaboró un plan estratégico para desalojar a las dos hermanas y llegó a un acuerdo con los miembros de la familia de etnia gitana para cometer actos de hostigamiento hacia ellas y su negocio y que éstas abandonaran la vivienda. Un fallo con el que las hermanas Lujua se han mostrado satisfechas.
Además de la pena de cárcel, los cinco condenados deberán indemnizar de forma conjunta con 3.000 euros a unos de las hermanas por el agravamiento del trastorno depresivo que ya sufría. Asimismo, la sentencia prohíbe a los miembros de la familia gitana que se aproximen a menos de 500 metros de la vivienda y del bar de las hermanas Lujua y que se comuniquen con ellas “por cualquier medio o procedimiento por tiempo de cinco años”. Los condenados ahora disponen de diez días para interponer el recurso.

Compartenos con tus amigos/as

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies